Sin embargo, la paternidad irresponsable de los hijos e infáncias difíciles no son razones para justificar la violencia de ningún tipo.

OPINIÓN – El oficial Darren Wilson disparó y mató al joven Michael Brown en la localidad de Ferguson; Missouri. Eso yalo sabemos.

La razón por la cual Wilson le disparó a Brown no se sabrá nunca. Habrá mucha especulación por mucho tiempo, y simpre habrá discusiones sobre lo que Wilson dice que paso y lo que la comunidad, especilamente la comunidad negra en Ferguson, dice que pasó.

La gente va a seguir especulando sobre si Brown atacó o intentó atacar a Wilson o si fue Wilson que parece tener una personalidad muy débil para ser un policía armado – quien abusó de su poder y, al hacerlo, le disparó a Brown a sangre fría.

De lo que estoy seguro es de que Estados Unidos es hoy una sociedad llena de odio, donde los blancos temen a los negros y los negros desprecian a los blancos.

En última instancia, sin embargo, es importante entender que los delitos cometidos entre persona de la misma raza, la humana, no provienen de las diferencias sociales, sino de la falta de responsabilidad de los padres que no educan a sus hijos adecuadamente desde que nacen.

Hay negros mal educados, así como blancos mal educados, latinos mal educados y asiáticos mal educados.

La sociedad estadounidense de hoy es un fiel reflejo de la falta de una buena educación y sobre todo, de falta de padres responsables.

El oficial Wilson es directamente responsable de la muerte de Michael Brown porque él le disparó, pero los padres de Brown son tan culpables por no haberlo educarlo correctamente.

Provocar a un policía blanco que tiene autoridad y un arma en su cinturón no es una buena idea en ningún lugar; no improta si se es negro, blanco, Latino o Asiático. Una conversación educada habría resuelto el problema y Brown estaría vivo.

Lo mismo puede decirse de aquellos policías que, con su cuerpo y mente llenos de esteroides, abusan de su poder para “enseñar” a personas desarmadas una lección.

La mayoría de los policías no tienen las agallas para pelear mano a mano con un ciudadano desarmado. A la primera señal de una “amenaza”, usan su revolver para llenar de balas a cualquier negro, blanco, Latinos o Asiático.

El problema es, creo yo, que no hay una definición clara de lo que se considera una “amenaza” antes de que un agente de la policía descargue su arma.

Por ejemplo, un niño negro de 12 años de edad, que juega con una pistola de plástico, no debe considerarse como una amenaza, sin embargo, un policía asesinó a tiros a un niño de esa edad por llevaba consigo una pistola de plástico..

La única solución a la violencia social social de cualquier tipo es la paternidad responsable.

Mal educar a los hijos e hijas, o el no educarlos del todo, les convierte en adultos inseguros, lo que resulta en personas que hacen lo que es permisible y mucho más para no reflejar su inseguridad.

Por favor, no piense que existen personas negras con infancias difíciles que pueden superar tal dificultad. También hay Latinos, Asiáticos y blancos que lo hacen. Hay muchos ejemplos de personas de todos los orígenes que salen barrios pobres peligrosos para convertirse en verdaderos líderes.

Conozco mucha gente que, a pesar de sus inconvenientes, lograron liberarse de las drogas, el alcohol y la violencia.

La pobreza y la desigualdad social no son razones para comportarse como degenerados, ni es justificación para pedir clemencia después de cometer fechorías.

Tengo toda seguridad de que no podemos tener adultos responsables si esos adultos fueron mal educados en su infancia. No importa si son de color blanco o negro.

Los padres y las madres necesitan educarse a sí mismos antes de poder intentar educar a sus hijos.

No es posible que hayan padres y madres que usan el castigo físico como primera opción para “educar” a sus hijos e hijas. Sin embargo, en Estados Unidos, por ejemplo, niños de entre 7 meses y tres años, son brutalmente abusados físicamente por sus madres. Ellos sufren maltrato físico por lo menos 18 vezes por semana; ha revelado un estudio reciente. Como podemos esperar tener una sociedad sana, si abusamos físicamente de niños indefensos?

¿Porqué es inmoral que un hombre, quien sin duda alguna fue abusado cuando niño, golpee a su esposa, pero es permitido que madres abusen físicamente de una criatura indefensa que ni siquiera tiene la opción de huír?

En el estudio mencionado anteriormente, se incluyó a madres y padres quienes voluntariamente usaron dispositivos de grabación para grabar las interacciones con sus hijos. Aún sabiendo que estaban siendo grabados, estos padres de família – en su gran mayoría madres – no esperaron más que 30 segundos antes de físicamente castigar a sus hijos que teniendo edades de entre 7 meses y 2 años, nunca tuvieron ningún chance de defenderse.

En multiples estudios realizados recientemente, abuso físico en la niñez aumenta en cincuenta por ciento la probabilidade de sufrir cáncer. Niños abusados físicamente no sólo tiene una mayor probabilidad de ser adultos violentos, sino que sufren la pérdida de su intelecto.

Haganse la siguiente pregunta, ¿por qué es moralmente reprobable para un hombre adulto golpear a una mujer, pero al mismo tiempo es entendible abusar físicamente de un niño indefenso? ¿De qué tipo de sociedad formamos parte si rechazamos el violencia contra la mujer, pero toleramos violentar físicamente a un niño?

Pienselo bien. Si una mujer es abusada físicamente, el compañero sentimental es tildado de monstruo, y con razón, pero cuando una madre o un padre maltratan a sus hijos es visto como justificado. Una mujer abusada puede, si así lo quiere, huír del abusador; sin embargo, ¿qué puede hacer un niño? Un niño no puede simplemente recoger sus cosas e irse de casa, o sí? Y si se va, ¿se va para dónde? ¿Para un lugar mejor?

Como muchos de los problemas que enfrentamos, la violencia social sólo puede ser erradicada si los padres y madres de hoy asumen su responsabilidad de padres y madres y deciden que educarán a sus hijos adecuadamente. Ninguna escuela, nunguna religión y ninguna norma social van a hacerlo mejor que un padre o una madre que educa responsablemente a sus hijos.

Si le interesa saber sobre la evidencia científica, sobre las causas y consecuencias de la violencia social, visite el siguiente link: La Bomba en el Cerébro: Los Verdaderos Orígenes de la Violencia Humana y aprenda como ser un padre responsable.

Si le parece que el contenido del link fue beneficioso, haga una donación al autor, quien ofrece su trabajo en libros y podcasts grátis en la web.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

You May Also Like

The middle class that vanished

  One of the giants of the South experiences the highest rates…

The TB pandemic that nobody sees, but that kills millions a year

  31.8 million people will have died by 2030 if tuberculosis is…