Productos químicos altamente tóxicos en ropa de marca |
Real Alternative. Real News.|Wednesday, August 27, 2014
You are here: Home » Español » Productos químicos altamente tóxicos en ropa de marca

Productos químicos altamente tóxicos en ropa de marca 

NaturalNews.com
2 de septiembre 2011

En Español Luis R. Miranda

A principios de esta semana Greenpeace anunció en la presentación de su informe “Dirty Laundry 2″ que rastros de productos químicos tóxicos se han detectado en los productos elaborados por 14 fabricantes de ropa de grandes marcas.

Estos químicos, llamados nonilfenoles (NPE), son comúnmente utilizados como detergentes en industrias como la producción de textiles naturales y sintéticos. NPE se descomponen para formar nonilfenol, una toxina peligrosa que causan trastornos hormonales persistentes. Esta toxina se ha demostrado que imita las hormonas femeninas, alterando el desarrollo sexual y afecta el sistema reproductivo.

Greenpeace dijo que compró 78 muestras de diferentes prendas de vestir de marca (la mayoría de ellos fabricados en China, Vietnam, Malasia y Filipinas) de 18 países de todo el mundo y los sometieron a un análisis científico cuidadoso. NPE fue detectado en dos terceras partes de las muestras, incluyendo marcas conocidas como Calvin Klein, Adidas, Converse, Ralph Lauren, Abercrombie & Fitch, Hockey Bauer, Cortefiel, Uniqlo, Gap, H & M, Lacoste, Nike, Phillips- Van Heusen Corporation (PVH Corp) y Puma. Durante el transcurso del año pasado, Greenpeace ha encontrado que todas estas marcas están ligadas a dos fabricantes específicos.

La cuestión de los productos químicos tóxicos en la ropa no es sólo un problema para los países en desarrollo, donde los textiles son hechos. Dado que los niveles residuales de los NPE se liberan cuando la ropa se lava, estos productos químicos están ahora llegando poco a poco a a los países donde está prohibido su uso.

El peligro de la NPE

Ciertos componentes de los NPE han estado involucrados en la generalizada “feminización” de peces machos en algunas partes de Europa y también en la interrupción de los procesos hormonales en algunos mamíferos, de acuerdo con la campaña del grupo WWF. Incluso en niveles bajos, esta toxina representa una gran amenaza para el medio ambiente y la salud humana. No es casualidad que el uso de los NPE está totalmente restringido en Europa.

Nuestra piel es nuestro órgano más grande y lo que ponemos en nuestros cuerpos literalmente es bebido en todo lo que consumimos – incluyendo los productos químicos que permanecen en la ropa. De esta manera exponemos nuestra piel a estos químicos tóxicos a través de la ropa y productos que se ponen en la piel pueden agravar las consecuencias de una manera importante.

NPE sin duda puede contribuir a la incidencia cada vez mayor de problemas de salud vinculados a las alteraciones hormonales.

Todas las preocupaciones sobre la sobrecarga de tóxicos deben ser consideradas en el contexto de un cambio biológico monumental. Sólo hace 150 años, las niñas tenían su primer período cuando cumplían 15 o 16 años y las mujeres llegaban a la menopausia entre los 30 y 40 años. Sin embargo, en los tiempos modernos las niñas a menudo comienzan la pubertad a los 9 años y la menopausia generalmente no ocurre hasta alrededor de 50.

No sólo hemos contaminado nuestros cuerpos en formas que nunca antes se vieron, sino que nuestro entorno también se están convirtiendo cada vez más en un lugar tóxico en formas que a menudo no estamos conscientes. Esto es evidente al observar el hecho de que el período en que los cuerpos de las mujeres pasan por una serie de importantes cambios hormonales se ha extendido durante un período mucho más largo de tiempo, aumentando no sólo su vida fértil, sino también las posibilidades de contraer cáncer de mama. La exposición a productos químicos tóxicos a través del uso de productos para el hogar, nuestros alimentos, productos de belleza, químicos en la ropa, etc, son parte de esta amenaza.

La verdad alarmante sobre las fábricas de ropa

En el pasado, Greenpeace empezó a preocuparse por la cantidad de agua que se utiliza para hacer la mayoría de nuestra ropa. En promedio, la fibra para una camiseta de algodón requiere de 713 galones de agua, y métodos tradicionales para pintar los tejidos utilizan de siete a 75 galones de agua por kilogramo de tejido. Todo esto se suma a los miles de millones de galones de agua que cada año pasan a través de las fábricas textiles para el teñido de las piezas de ropa.

Ahora Greenpeace ha llegado a demostrar que el agua sale de las fábricas contaminadas con metales pesados ​​y sustancias químicas tóxicas que causan serios problemas de salud en animales y personas. Recientemente “Dirty Laundry”, ha acusado abiertamente a los fabricantes de marcas textiles conocidas como Adidas, de la contaminación de los ríos principales de China.

Las prácticas de dos de las principales fábricas textiles de China se examinaron cuidadosamente. Para recopilar la información activistas de Greenpeace llevaban trajes de protección y recogieron muestras de agua del exterior de las fábricas que se analizaron con cuidado. Los resultados mostraron claramente que las toxinas se están derramando en los ríos de China diariamente.

Según Greenpeace, la descarga de estas fábricas incluyen metales pesados ​​y “productos químicos peligrosos que provocan trastornos hormonales que se encontraron en estas instalaciones”. Alquilfenoles incluyendo nonilfenoles se encontraron en las muestras de las aguas residuales de las dos fábricas examinadas, y los productos químicos perfluorados (PFC ) estuvieron presentes en las aguas residuales de uno de los complejos (el Complejo Textil Youngor).

Ocho muestras de aguas residuales de dos fábricas en el Yangtze y el delta del río Perla, identificados como proveedores de las marcas anteriormente citadas, contenían “un cóctel de sustancias químicas peligrosas”: Greenpeace dijo el mes pasado en su informe “Dirty Laundry”.

Empresas de confección responde – o ¿no?

La mayoría de las marcas internacionales cuya ropa está contaminada con estas toxinas han negado el uso de los servicios de cualquiera de las dos fábricas, diciendo que sólo usan servicios de “corte y confección” en estos lugares. Sin embargo, eso no cambia el hecho de que las prácticas de estas dos fábricas son típicas de lo que se encuentra en toda China – donde la mayoría de nuestra ropa está hecha.

Cuando el informe de Greenpeace fue publicado, activistas de Greenpeace vestidos como árbitros causaron un escándalo al rodear una de las tiendas Adidas con una bandera de Hong Kong y exigieron que la tienda eliminara  las sustancias químicas peligrosas en sus productos. Los activistas también instaron enérgicamente a los clientes de esa tienda a “reconsiderar” su decisión de comprar la ropa contaminada.

Después de rodear la tienda, los activistas repartieron volantes a los clientes y entregaron las tarjetas con información que advertía sobre como la marca debía “jugar limpio”.

Desde entonces, Nike y Puma han sido las únicas marcas que prometieron eliminar el uso de sustancias químicas peligrosas en sus productos -, pero sólo para el año 2020!

Se podría suponer que el segundo proveedor en la industria de artículos deportivos, Adidas tendría la obligación de plantearse la desintoxicación de su cadena de suministro global.

Sin embargo, Adidas ha ignorado las reiteradas solicitudes, según un portavoz de Greenpeace. La empresa había admitido que utiliza el Grupo Youngor – uno de los proveedores de ropa acusados – para cortar y coser prendas de vestir y no para teñir los tejidos. Adidas ya ha solicitado a Youngor investigar las denuncias de Greenpeace y agregó que la compañía tiene una política integral sobre cómo evitar las sustancias y productos químicos peligrosos.

Muchas de las empresas de ropa de marca acusadas ​​habrían estado trabajando en mejorar sus esfuerzos de sostenibilidad y reducir el impacto medioambiental de sus productos. Sin embargo, sus planes, en ningún momento incluyen objetivos concretos para eliminar colorantes tóxicos.

Greenpeace insta a las empresas: “Desintoxiquen Ahora.”

Greenpeace ha lanzado la campaña “desintoxicación ahora!” para presionar a Nike, Adidas y otras empresas de ropa famosa para eliminar el uso y liberación de sustancias químicas peligrosas al ciclo de producción de sus productos.

Personas en todo el mundo están respondiendo con rapidez y entusiasmo. Miles de personas han firmado una petición en línea, y 600 personas en diez países diferentes se presentaron en las afueras de tiendas de Nike y Adidas e hicieron un striptease el 23 de julio de este año.

La presión de la opinión pública está empezando a tener algún efecto, pero no lo suficiente. Puma fue la primera de las empresas en asumir la responsabilidad de las toxinas liberadas en la fabricación de sus prendas de vestir y calzado deportivo. Sin embargo, la compañía ha declarado que la eliminación de estas toxinas puede tardar hasta 9 años. En un comunicado publicado en su página web, Puma dice:

“… Sportlifestyle empresa PUMA reconoce la urgente necesidad de reducir y eliminar las emisiones industriales de todos los productos químicos peligrosos. De acuerdo con su enfoque basado en los principios de prevención y de precaución, PUMA se ha comprometido a eliminar las descargas de todos los productos químicos peligrosos y todos los procedimientos de producción que están asociados con la fabricación y el uso de los productos PUMA para el año 2020. “

Ni una palabra se ha escuchado de parte de Adidas o de otras marcas sobre si accederán a la petición de Greenpeace y eliminarán estas toxinas peligrosas de sus líneas de suministro.

Estas toxinas dañan innecesariamente nuestras vidas

El informe de Greenpeace es un paso importante para educar a la gente acerca de cuán peligrosa es la industria textil. También es un buen método de poner la presión necesaria a las grandes marcas que dicen querer cuidar el medio ambiente para mover la industria a un futuro no tóxico. Usted puede firmar la petición de desintoxicación ahora! aquí:

Textiles sintéticos no necesitan agua para absorber tintes correctamente. Las altas temperaturas que estos tejidos necesitan para conseguir que las fibras adquieran los colores se puede lograr sin el uso de agua en absoluto. Esto significa que estas marcas de ropa famosas tienen opciones y podrían eliminar las toxinas utilizadas para teñir los zapatos, camisas y otros productos.

About the author:

Luis Miranda is the Founder and Editor-in-Chief at The Real Agenda. His career spans over 17 years and almost every form of news media. He attended Montclair State University's School of Broadcasting and also obtained a Bachelor's Degree in Journalism from Universidad Latina de Costa Rica. Luis speaks English, Spanish Portuguese and Italian.

Add a Comment

WP-SpamFree by Pole Position Marketing